martes, 2 de diciembre de 2014

Status quo

                                                                                                                  “Mi memoria soy yo”

Lo que buscamos, lo que creamos, lo que desesperadamente necesitamos es "status quo" lo que no se le parezca, lo que no sea "status quo" será negado, rechazado, y como ahora mismo y sin perder energía, ignorado automáticamente, por la automática mente nutrida de "status quo" Este "status quo" es un alimento energético que sacia nuestra avidez de "cosas que se nos parecen" Se nos parece la política draconiana, se nos parece lo que leemos, se nos parece lo que odiamos, lo que amamos, se nos parece lo que deseamos. Este infierno de "lo semejante" lo usamos para consolarnos mientras morimos, por eso no podemos perder tiempo atendiendo a lo "diferente" cuyo alimento no conocemos, todo nos dice que "tenemos mucho tiempo para no tener tiempo”. Mi vida hasta acá ha sido una desesperada asociación con lo que no se me parece, trato de leer lo que no se me parece, escribir lo que no se me parece y de sentir lo más alejado de mi memoria como pueda pues mi memoria soy yo y sentir no se debe parecer a ella.


Daniel Battilana

No hay comentarios:

Publicar un comentario